LED 01

Al hablar de sustentabilidad a veces pensamos en grandes cambios, porque el problema es grande y urgente. Gastamos el 50% más de lo que el planeta puede tolerar. Sin embargo, la posibilidad de disminuir los impactos ambientales resultantes de nuestras actividades domésticas, laborales, de nuestras infraestructuras y procesos productivos, está presente en las decisiones más cotidianas y rutinarias.

En esta nota, el ingeniero industrial Matías Bernia señaló a ceten algunos beneficios de elegir la tecnología LED como una estrategia para disminuir el consumo de energía eléctrica.

Ventajas de usar tecnología LED

Entre los principales beneficios que se obtienen como resultado de instalar luminaria LED (del inglés light-emitting diode/ diodo emisor de luz) mencionaremos:

• Ahorro monetario / Teniendo en cuenta que solo una pequeña parte de la energía consumida por las lámparas LED se desperdicia emitiendo calor, los ahorros de energía que se pueden lograr se sitúan en el rango del 50% al 85%. Por otro lado, como las LEDs son frías, no acumulan calor y eso se traduce en ahorros en refrigeración. También, se reduce el cableado, ya que una instalación con iluminación LED puede hacerse con un cable de calibre 12 mm2, siendo el normal calibre 22 mm2, y a diferencia de las demás tecnologías, no se desgasta el cable eléctrico.

• Cuidado medio ambiental / Las lámparas LED no contienen mercurio u otros tóxicos. Esto característica hace que su proceso de reciclado sea más sencillo y respetuoso con el medioambiente. La vida útil de las LED significa mucho menos basura: 1 bombilla LED dura lo mismo que 50 bombillas incandescentes o 10 bombillas fluorescentes compactas -CFL. La eficiencia extrema de las LED significa muchísimo menos uso de nuestros recursos de energía, lo que es también un ahorro significativo en emisiones de CO2 y azufre.

Larga vida útil / La vida media de una lámpara LED se sitúa en torno a las 45.000 horas frente a las 2.000 horas que una lámpara estándar ofrece. Con una lámpara LED tendríamos cinco años de luz continuada, 24 horas al día y 7 días a la semana, frente a los 83 días de la lámpara estándar.

• Bajo mantenimiento, resistencia a vibraciones y adecuadas para aplicar en el exterior / Gracias a su vida útil las lámparas de LED evitan su reemplazo constantemente, por lo que ofrecen un excelente ahorro en cuestiones de mantenimiento. Por otro lado, las LED son dispositivos en estado sólido, y esto las hace muy resistentes a los golpes y vibraciones fuertes. Finalmente, las lámparas LED resisten temperaturas más extremas que las lámparas incandescentes y mayor humedad.

Luz fría / la iluminación LED no causa acumulación de calor, utiliza un 90% para iluminar y solamente el 10% se transforma en calor, no desperdicia la energía en calor. Los ambientes permanecen más frescos, los sistemas de refrigeración se benefician y el peligro de quemaduras al tacto es nulo.

Encendido instantáneo y sin parpadeo / Los LEDs proveen luz sin parpadeos y alcanzan su brillantez total de forma inmediata.

Luz unidireccional /  La luz unidireccional de las LEDs se traduce en menos desperdicio de iluminación. La iluminación LED no tiene pérdidas por la reflexión, a diferencia de los demás sistemas de iluminación que dependen de reflectores para lograr dispersar la luz. En la iluminación  LED la luz puede ser dirigida a la zona deseada con una eficiencia del 90%. Hoy en día encontramos LEDs con un amplio ángulo de apertura que nos permiten incluso iluminar toda una habitación.      

Espectro cromático /  La iluminación LED permite su uso en una pluralidad de espacios, ofrece blanco frío, blanco cálido o RGB (16 millones de colores). Cada uno tiene una aplicación práctica diferentes, el blanco frío se emplea para sitios que requieran luz potente, como garajes, almacenes, entre otros; el blanco cálido ofrece un ambiente agradable en habitaciones, salones y lugares que requieran luz ambiental y el blanco puro se emplea en baños, cocinas y sitios de trabajo.

Reduce el cansancio visual /  La luz incandescente es más brillante en el centro del foco y más oscuro en los alrededores, y la alta concentración de luz en el centro de la zona iluminada crea puntos de luz calientes que causan cansancio visual. La luminaria LED permite el uso de múltiples fuentes de luz. Cada LED puede estar dirigido hacia una zona específica, proporcionando una luz más equilibrada y uniforme, evitando tanto los puntos de luz caliente como el deslumbramiento.

Diseño / La durabilidad, eficiencia y versatilidad de la tecnología LED, favorece la exploración de nuevos diseños y formas de instalación.

Excelente para energía renovable / Debido a los pequeños requerimientos de los LEDs, usar paneles solares se convierte en algo más práctico y menos costoso que utilizar línea eléctrica o un generador para la iluminación.

A continuación se hace una comparación en términos de consumo, según diferentes tipos de luminarias. 

INTERIOR 

LED

* El consumo total de los halógenos es la suma de su propio consumo más el del transformador y cuyo consumo que es de entre 6 y 12W, por lo que a en la mayoría de las ocasiones el consumo del adaptador de corriente es muy superior al de la propia bombilla.

** Los tubos fluorescentes y las G24 además del consumo nominal (W) pueden llegar a consumir aproximadamente entre un 10-20% más debido a su funcionamiento con la reactancia y el cebador. Las equivalencias y ahorros de esta comparativa son aproximados.

EXTERIOR

led exerior

Estos datos son orientativos ya que dependen de variables como ángulo de las luminarias, temperatura de color o microchip led que incorpore la luminaria. 

Por : Centro de Estudio Tecnológico Nacional 
26 de septiembre de 2016 
 


lampara led a19 de 5000 k 810 lumenes 883711 MCO20624263761 032016 F

 

Gastamos el 50% más de lo que el planeta puede tolerar. Sin embargo, la posibilidad de disminuir los impactos ambientales de nuestras actividades domésticas, laborales, de nuestra infraestructuras y procesos productivos, está presente en las decisiones más cotidianas y rutinarias.